Progresivas

Al corregir simultáneamente los defectos visuales de lejos y de cerca, las lentes progresivas proporcionan una visión nítida y continuada a cualquier distancia. La transición entre graduaciones garantiza una visión clara en el rango de lejos, intermedio y de cerca a partir de los 40 años.